Impresiones generales acertadas

CARTA ABIERTA  A…

Distinguido Sr. Don Alejandro Vergara:

       He tenido ocasión de conocer sus reflexiones sobre El jardín de las delicias (JD) a través de este vídeo colgado en YouTube [ https://www.youtube.com/watch?v=Sj3fkaegAuU ] y sus palabras me mueven a los siguientes comentarios y, de paso, a procurar su opinión con respecto a los mismos.

Dibujo Alejandro Vergara

https://www.youtube.com/watch?v=Sj3fkaegAuU
Javier Tejada (izq.) y Alejandro Vergara, Jefe de Conservación de Pintura Flamenca y Escuelas del Norte del Museo del Prado (dch.).

     En sus explicaciones ante D. Javier Tejada, vierte impresiones generales acertadas, aunque no extensamente argumentadas, sin duda debido al formato. Estoy de acuerdo con lo que dice cuando se refiere a la razón del cambio del gris (portada) al color (interior), por efecto de la creación del sol (paso del Tercer al Cuarto día cosmogónicos). Esto yo lo trato en mi texto DE MECHANICA MVNDI (DMM) en el Capítulo II. Parto de que la ruta del sol dispone la dinámica del cuadro, en el que se representa, en su nivel más simple, el transcurso de un día natural desde el crepúsculo (grisalla exterior), hasta el Ocaso-Noche (parte del Infierno). Por equiparación analógica, este día equivale al año, y aun a toda la duración del mundo (y de la vida humana, etc.), determinando un modelo escatológico.  Como podrá comprobar, si lo desea, integro este desarrollo gnomónico dentro del contexto de una Lectura Lineal general del tríptico que -coincidiendo también con sus observaciones-, creo organiza secuencialmente la temática siguiendo el orden de lectura convencional exterior-interior, izquierda-derecha. Como Vd. argumenta, “hay una estructura narrativa, que es lo tradicional”. Este aspecto exegético esencial ha sido tratado por mi en el Capítulo II (DMM) y en otros. La trama narrativa se proyecta (fortuitamente) ad occasum, ordenada en ciclos de diversa índole: “En el cuadro de Bosch los ciclos marchan armonizados, dispuestos técnicamente en secuencias paralelas, yuxtapuestos, acompasados” (DMM, p.17). En definitiva, animados por la gran máquina cósmica. Toca Vd. seguidamente otro asunto crucial que interesa al planteamiento compositivo-estructural de la obra señalando la ausencia de un  lugar claro hacia donde dirigir la mirada, pues “no hay jerarquía como suele haber en la pintura del Renacimiento”, declara. Sobre esto expongo mi visión en el Capítulo I y ss. (DMM). El planteamiento compositivo dominado por las simetrías y por el lenguaje simbólico dan coherencia al complejo y original modo de representación. Además, como ya he dicho “no es un cuadro estático”, de foto fija; antes bien, dirección y movimiento, interactuando con el formato versátil del tríptico, motivan la perspectiva “reflexiva” del espectador. Por encima de la centralidad representativa de lo sagrado (que sí aplicó el pintor en otras obras, como se usaba entonces), prima la necesidad dramatúrgica y la estructura cosmológica.

          Otro punto que  me ha llamado la atención de su intervención, es cuando Vd. destaca como las Mujeres del Jardín (se refiere particularmente a las de la Poza central) siguen el tipo iconográfico antiguo de Venus. Se trata de “mujeres jóvenes que se inspiran en Venus y que, por lo tanto, representan lo mismo que Venus”. Con respecto a esto último, indicarle que anoto la aportación y le sugiero modestamente la lectura de los capítulos II, IV y demás, donde creo argumento adecuadamente el “origen” de tal modelo, que no sería otro que Eva (!).  Y no se trata solo de una obviedad fisonómica o aparente, ni teóricamente genética (que todo lo es), sino que, además, el asunto atañe a lo más profundo de la trama y programa iconológico del Jardín, porque las Mujeres aquí son las Hijas de Venus, descendidas de Eva-Venus, nacida en viernes (VI día cosmogónico) con/de Adán; prefiguración esto -por otra parte- del Viernes Santo. Por último, sobre la referencia a la Mujer cubierta de pelo, decirle que para mi es un “rastro” (de tránsito) dentro del dramatis personae de la Mujer, ciclo fundamental integrado en la tracción entrópica general del cuadro. A esto me refiero de pasada en el Capítulo IV (DMM). En la Mujer de la Caverna (Eva caída) se ocasiona finalmente la catarsis, verificada la agnición…  El papel de la mujer en toda la fabulación bosquiana obtiene máximo rango, dado que, en definitiva, será una Mujer, la Nueva Eva, la que facilitará la posibilidad de redención.

        En resumidas cuentas, yo creo que JD es un cuadro cosmizado, una summa, que abarca desde cosmogonía hasta escatología, comprendiendo en esta jornada la Historia del mundo hacia (/hasta) la consumación. De hecho en mi tesis declaro que el cuadro estaría dedicado al día de la Virgen, el sábado 15 de agosto, del año 1500. Y muy importante: las efemérides astronómicas por estas fechas  podrían dar sentido a los roles de los actores en figura (e incluso a los protagonistas anicónicos; verbi gratia, la Virgen) de JD, y propiciar la fornulación de un augurio del final de los tiempos.  Como ya he ido intercalando, todo esto lo he desarrollado, en amplio examen, junto con otros muchos temas, en mi texto inédito, registrado hace más de 10 años, DeMechanicaMvndi. El citado trabajo en el que expongo pormenorizadamente mis avances está a su entera disposición con solo pedírmelo. Pero, de todas maneras  -le informo-, éste ya se ha empezado a publicar abiertamente y por capítulos en mi blog El Jardín Emboscado. Sitio, por otra parte, enteramente dedicado al estudio de El Jardín de las Delicias y en el que, además, anida un proyecto personal de investigación y difusión [Véase:: boscomania.wordpress.com/acerca-de/] en torno a  la materia y cuya finalidad es poder presentar resultados en el año `16  aprovechando las  conmemoraciones Hieronymus Bosch 500  [www.bosch500.nl], en `s-Hertogenbosch.

           Con tal motivo solicito su generosa ayuda a fin de poder mejorar la propuesta y le invito a adherirse a los objetivos, si lo considerara conveniente. Estos objetivos, en definitiva, no son otros que profundizar en el conocimiento de la obra de Hieronymus Bosch y divulgar los motivos de su arte.

                                     Blog “El Jardín emboscado”:  boscomania.wordpress.com

           Reciba un atento saludo.

           Att.  Luis Sánchez Pena

Acerca de Alejandro Vergara

Alejandro Vergara es conservador jefe de pintura flamenca y del norte de Europa en el Museo Nacional del Prado en Madrid. Hijo de padre español y madre de los Estados Unidos, estudió en la Universidad de Madrid, y recibió su doctorado en el Instituto de Bellas Artes, Universidad de Nueva York en 1994 (con una tesis dedicada al estudio de Rubens y su patrocinio españoles). Después de enseñar en la Universidad de California, San Diego y la Universidad de Columbia, regresó a su ciudad natal, Madrid en 1999 para convertirse en conservador del Prado. Ha ocupado el cargo actual desde 2003.  [ Capturado de http://www.codart.nl/464/ ]

————————————————————————————————————————————–

Informo a todos los BOSCOmaniaticos que esta es la inmediata respuesta  de Alejandro Vergara a mi misiva de ayer :

Estimado señor Sánchez Pena,

Es impresionante todo el conocimiento e información acumulada por usted sobre el cuadro del Bosco!

Le sugiero que se ponga en contacto con Pilar Silva, la persona que está trabajando sobre ese pintor en el Prado en este momento, y que realizará la exposición que se va a dedicar al pintor en 2016.

Un saludo,

Alejandro Vergara

Jefe de Conservación de Pintura Flamenca y Escuelas del Norte

Senior Curator of Flemish and Northern European Paintings

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s